Salud Pública supervisa geriátricos para asegurar la salud de adultos mayores

El Ministerio de Salud Pública continúa desarrollando acciones de supervisión en instituciones públicas y privadas que albergan a adultos mayores en toda la provincia, atento a que estas personas presentan elevada vulnerabilidad ante la infección respiratoria por coronavirus.

Desde la Supervisión de Salud del Adulto Mayor, dependiente de la Subsecretaría de Medicina Social, y en forma conjunta con la Dirección de Adultos Mayores del Ministerio de Desarrollo Social, se realizan visitas a residencias geriátricas de la capital y el interior, a fin de verificar la adherencia de estas instituciones al protocolo de prevención de COVID-19.

El supervisor de Salud del Adulto Mayor, Carlos Engel, informó que ya fueron visitados los hogares habilitados en la capital y ahora se encuentran haciendo lo propio en residencias del interior. La última visita se efectuó al hogar rural de finca Las Moras, en el municipio Chicoana, donde residen seis mujeres y tres varones.

Junto a las tareas de supervisión sobre la adherencia a los procedimientos preventivos, dos profesionales nutricionistas de Desarrollo Social efectuaron la valoración nutricional de los mayores albergados.

Engel, además, informó que por la pandemia de coronavirus se intensificaron las acciones de capacitación y actualización a los responsables y equipos de las residencias para mayores en todo el territorio provincial. En ese marco, el jueves 21 se brindará una charla por videoconferencia en las que participarán referentes de instituciones de la capital.

Protocolo para geriátricos

Habitualmente, los adultos mayores presentan patologías de base propias de la edad, tienen contacto estrecho entre ellos y otras personas, como personal de la institución donde viven, familiares que los visitan, pasan mucho tiempo en entornos cerrados, compartiendo espacio con otras personas igualmente vulnerables.

Ante esa situación, y en el contexto de pandemia de COVID-19, el Comité Operativo de Emergencia provincial estableció un protocolo específico para hogares y residencias de personas mayores, tanto públicas como privadas de toda la provincia. El objetivo es preservar la salud de estas personas, a través de una guía para la prevención y el manejo de las infecciones respiratorias por coronavirus.

Este protocolo contiene medidas generales de información y actuación dirigidas a los responsables de residencias geriátricas, procedimiento a seguir por el personal con sintomatología respiratoria, modalidad permitida para visitas, medidas de higiene, equipos de protección para trabajadores, insumos para limpieza y desinfección, inmunización por vacunas, adecuación de las instalaciones y horarios para favorecer el distanciamiento físico, entre otros aspectos.

Los hogares deben favorecer y facilitar la contención de los mayores albergados, garantizando la comunicación con familiares y allegados mediante el uso de medios tecnológicos, como también brindar asistencia psicológica.

El protocolo también establece pautas para el ingreso y circulación del personal y personas autorizadas a ingresar al hogar, medidas a adoptar ante probables casos de COVID-19 o contactos con personas diagnosticadas con la enfermedad, medidas de protección e higiene de los trabajadores, limpieza y desinfección de superficies y manejo de residuos, etc.