Urtubey: “Argentina tiene una agenda diferente a las que proponen Macri y Cristina, los dos van por el camino equivocado”

Después de mucho tiempo sin aparecer en medios o en el ámbito político provincial, Juan Manuel Urtubey ex gobernador de Salta, dialogó en exclusiva con Cadena Máxima:

-Después de una crisis como la del 2001 y con una foto actual del gobierno nacional por un lado, el gobierno de Buenos Aires por otro lado y los gobiernos provinciales por otro ¿Crees que es posible hoy reeditar o intentar otro dialogo?

JMU: Es difícil porque para que eso exista se requiere voluntad de dialogo y eso en Argentina no existe. La lógica de construcción política en Argentina termino siendo funcional desde el enfrentamiento. Cuando desaparece la pelea desaparece la razón de ser.

-Mientras estén los dos lados de la grieta ¿Crees que se forma otra grieta en la sociedad?

JMU: El idioma de la política empezó a mutar, hoy la gente habla de otra cosa. ¿Dónde están los temas estructurales de la sociedad? ¿Dónde está la infraestructura y la logística de dar y conseguir empleo? No veo esas discusiones, solo veo discusiones de poder.

-¿Después de la pandemia hay esperanza?

JMU: El drama de un pueblo es cuando pierde la esperanza. Soy un optimista acrónico, pienso que siempre se puede, pero lamentablemente cada vez son más los escollos. El siglo XX fue un ejemplo de la movilidad social ascendente, muchos padres vieron los sueños de sus hijos cumplidos. ¿Realmente estamos generando una posición para que los chicos salgan de la escuela y puedan crecer socialmente? La sociedad Argentina está viviendo un sostenimiento de degradación social.

-¿Te llama la atención la quietud de agrupaciones no gubernamentales?

JMU: Cuando se pierde la esperanza, cada uno pelea por su propio pellejo. La falta de esperanza es uno de los grandes fracasos de la política Argentina. Nos tenemos que hacer cargo de haber destruido la esperanza de los argentinos.

-Se vienen las elecciones convencionales. ¿Qué pasa si no se presentan algunos votantes?

JMU: En un sistema político que está tan lejos de la gente como el que tenemos no les importa que la gente no vaya a votar. Cuanto menos vayan mejor para ellos, porque  se arreglan entre ellos. Si funcionan mal las PASO hay que hacer que funcionen, hay que buscar mecanismos de participación. Hacer que cúpulas partidarias armen las listas en una mesa de café, es un peligro.

Hay veces que la agenda del poder va por un lado y la de la sociedad va por el otro. Hay que animarse a discutir de todo, el tema son las formas y los tiempos. Hay que animarse a discutir y buscar modos de que la sociedad quiera participar. La savia que alimenta la legitimidad de un sistema democrático es la participación.

-En el último tiempo ¿Te pidieron que vuelvas a la política?

JMU: Hice un gran esfuerzo personal para salir de la lógica feudal que tiene Salta, en la que todos dependemos de un salvador providencial, es algo cultural.

Muchos me plantean que terminé una gestión y me alejé. Creo que tiene que venir gente nueva, no quise dejar un heredero porque ¿Quién soy yo para hacerlo? Para mí la política es como cualquier laburo, hay que dejarlo y que venga gente nueva. Hay que tener ese sano espíritu democrático. Yo estoy para ayudar a lo que me pidan para que a Salta le vaya bien. El que hace que un gobierno sea bueno no es la clarividencia del gobernante, sino la guía de la gente.

-En una gestión de Urtubey ¿Habrían existido vacunados V.I.P?

JMU: Si fueses un guionista y queres demostrar la imagen de la decadencia de la sociedad, escribís eso. Me imagino la gente haciendo cola afuera y el hombre de poder adentro poniéndose la vacuna. Una situación como esta expone las miserias de la sociedad, como todo en la vida lo que se requiere es método, cuando no hay un método se genera el temor a la discrecionalidad.

Por ejemplo sobre el decreto de las restricciones pienso que es inocultable que frente al pico que tenemos tienen que haber restricciones, la cosa es cuando no se sigue un procedimiento razonable. Hay errores de procedimiento que generan errores estructurales o de fondo. Es importante el profesionalismo de la administración pública a efecto que no se generen estos problemas.

-¿Qué opinas de los funcionarios que estuvieron en tu gestión, ahora están con Sáenz y ahora te critican?

JMU: Me parece bien que cada uno construya su camino, yo siempre apoye a todos. Si hay alguien que encontró que en la nueva gestión se pueden hacer las cosas mejor, está perfecto. Porque es la ley de la vida, hay que ir evolucionando, hay improntas que cada uno le puede dar. El drama argentino es pensar que el mundo empieza cuando uno llega y se termina cuando uno se va. Espero que venga gente nueva, con buenas ideas.

-La gente consulta ¿Urtubey sigue pensando en la ancha avenida del medio?

JMU: Creo que la Argentina tiene una agenda diferente a las que proponen Macri y Cristina, los dos están yendo por el camino equivocado. Yo quiero construir una vía que vaya al medio, porque esas dos van a la Argentina del enfrentamiento. Hay que llevar una Argentina distinta, soy optimista, probablemente son tiempos difíciles. Hay que entender que cuando la sociedad quiere ir a un lugar, lo va a hacer. Uno tiene que acompañar a la gente, los que toman las decisiones son ellos. Por eso tengo serias objeciones de como se está manejando la Argentina hoy.

-En esto de construir y levantar la bandera de la esperanza, ¿hay reuniones en Buenos Aires?

JMU: Para que recuperemos el federalismo en Argentina, hay que recuperar la autonomía de Buenos Aires. Como un órgano dependiente nunca va a haber federalismo en el país, si se logra que Buenos Aires tenga poder propio y no dependa del gobierno nacional, no se va a recuperar el federalismo. Estoy ayudando para que puedan encontrar un lugar común.

Más allá de colaborar en Buenos Aires me pareció prudente tomar distancia de la militancia activa en Salta, porque uno tiene que dejar que la gente consolide su posición de poder. De mi lo único que van a recibir es apoyo.

-¿Volveremos a ver al Urtubey que recorría el interior del país?

JMU: Voy a trabajar incansablemente por eso. Tengo superado el tema del ego y la necesidad de aparición. Estoy dispuesto a ayudar y militar sin la necesidad de ocupar un cargo político. Estoy convencido que es una batalla y yo la voy a dar.

-¿Crees que es la hora de los partidos provinciales, de volver a ser fuerte en la provincia y después ir a Nación?

JMU:El PJ tiene la cultura de tener una gran autonomía. Cada distrito tiene enorme autonomía y eso no se puede perder. No dejarse imponer candidatos de nivel provincial por Nación.

-¿Existe una posibilidad de candidatura de Urtubey?

JMU: No soy candidato ni lo quiero ser. Encabecé listas y formé parte pero estoy en otra etapa en la quiero ayudar y colaborar pero no ser candidato.

Para culminar la charla exclusiva con Cadena Máxima, el ex gobernador contó que se está embarcando en nuevos proyectos de docencia, está próximo a terminar un Master en Gestión de Empresas y disfrutando el tiempo de calidad que tiene con su hija Belita.

Mira la entrevista entera en el siguiente link:

https://fb.watch/5cbrHEv43H/